domingo, 20 de junio de 2010

MICRORRELATO

Estaba escrito por un ser del tamaño de un dedal, en una hojita de laurel variedad enano. Cuando lo recibí, me pareció una mota de polvo y soplé sin pensar. Pero no se movió. Hay palabras que pesan más que nuestras intenciones. El paquete adjunto era una lupa de aumento sesenta y dos.

El mismo número de palabras que contenía el microrrelato.

©ANÓNIMA MENTE

15 comentarios:

  1. Uy, mucho mejor que el anterior, buenísimo.

    ResponderEliminar
  2. Bello y excelente microrrelato. Me quedo con ese ser del tamaño de un dedal (¿Pulgarcito o Pulgarcita?) y con esta frase tan cierta: Hay palabras que pensan más que nuestras intenciones. Un beso

    ResponderEliminar
  3. Primer micro sobre micros que leo; muy bueno para empezar.;)

    ResponderEliminar
  4. Muy bueno, me gusta mucho la misma frase que señala Mariángeles.

    ResponderEliminar
  5. Sí, este micro es mucho mejor que el anterior. ¿Por qué no pudo levantar el vuelo la hojita? ¿Qué decía, que pesaba tanto?

    ResponderEliminar